Entregan ambulancias Mercedes-Benz a Formosa

 

Son veinte unidades Sprinter equipadas como móviles de cuidados especiales: diez de media complejidad y el resto de alta. Fueron carrozadas por la empresa Vallé.

En el marco de la pandemia provocada por el Covid-19, fueron entregadas en Formosa 20 ambulancias Mercedes-Benz Sprinter a través del concesionario oficial Bazyluk. El gobierno de Formosa adquirió estas ambulancias Sprinter con el objetivo de aumentar la capacidad operativa y de asistencia de los centros de salud de dicha provincia, para el transporte de personas afectadas por el contexto actual.Las unidades fueron carrozadas por la empresa Vallé.

De esos vehículos, 10 unidades cuentan con mediana complejidad y los restantes 10 tienen alta complejidad. Las ambulancias se montaron en la tercera generación de la Sprinter, lanzada al mercado argentino en 2019.

Esta máxima modularidad es el corazón de la Sprinter. Las conversiones se realizan a partir de los requerimientos de los clientes. El trabajo se lleva adelante en conjunto con carroceros certificados por Mercedes-Benz. De esta manera la tercera generación brinda diversidad de aplicaciones desplegando todos sus atributos. Cada carrozado acompaña las exigencias de calidad e innovación de la Sprinter.

Lee también: Mercedes-Benz logra récord de exportaciones a Brasil de la Sprinter

Se destaca el revestimiento interior fabricado en plástico reforzado en fibra de vidrio y piezas de termoformado. Cuenta con un mobiliario a lo largo del lateral izquierdo para el guardado de equipamiento e insumos médicos de media y alta complejidad. Incluye una camilla con bancada especial, butaca para médico con cinturón de seguridad de tres puntos y baulera para acompañantes con cinturones inerciales. El sistema de aire acondicionado está equipado con doble compresor, capaz de soportar las altas temperaturas de la provincia formoseña.

Las unidades de terapia intensiva contienen equipos médicos como cardiodesfibriladores, monitores multiparamétricos, aspirador, bombas de infusión y respirador volumétrico, para dar respuesta ante situaciones de emergencia.

Una mecánica diésel de 4 cilindros -disponible en 2 niveles de potencia (114 y 163 CV)- otorga gran fuerza y eficiencia de forma ejemplar, con bajo consumo de combustible. Además, la dirección asistida electrónicamente aporta a la reducción de consumo mientras que facilita la realización de cualquier maniobra.

Todas las unidades fueron sometidas a ensayos de seguridad realizados sobre elementos críticos ante posibles impactos: “tracción de fijaciones de camilla, butacas, cinturones de seguridad de baulera y soportes de tubos de oxígeno”. Los mismos fueron validados y certificados por el INTI, y le otorgan un máximo nivel de seguridad al furgón y al traslado de sus pasajeros.

Dejar un comentario